Ago 29

Poner azufre en las calles para los perros es peligroso y está prohibido

Poner azufre en las calles para los perros es peligroso y está prohibido

Cuando caminamos por las calles, a veces nos encontramos en los alrededores de negocios o domicilios un polvo amarillo muy llamativo. Se trata de azufre y la gente lo coloca para evitar que los caninos se orinen en esa zona. Según la Policía Nacional, advierte que dicha medida no resulta efectiva y que únicamente se centra en lanzar una sustancia tóxica en las calles, además de que está prohibido en distintos lugares.

Un mensaje aplaudido en redes sociales

Desde que se añadió este post en las redes sociales por parte de la Policía, el feedback no se hizo esperar. Cuando se habían cumplido apenas 2 horas de su publicación, el mensaje ya había alcanzado 2.000 retweets y miles de corazones. Asimismo, la Guardia Civil invitó a los usuarios a que si observaban a alguien lanzando esta sustancia por las calles lo denunciasen de inmediato ante las autoridades municipales.

Madrid es uno de los municipios que lo prohíbe

Como hemos indicado anteriormente, numerosos ayuntamientos han prohibido esta práctica. Uno de ellos, es el de Madrid, que según su página web: “El azufre es una sustancia peligrosa que puede afectar a la salud cuando es inhalado, ingerido y/o por contacto con la piel”. Se debe saber, que la exposición a este azufre, puede causar daños en la piel y problemas asmáticos y respiratorios en general.

Asimismo, es un sólido muy inflamable, que puede causar mezclas explosivas al contactar con el aire o materiales oxidables. Se debe evitar además el contacto con el agua y se debe almacenar en frío con una ventilación adecuada.

Según el Ayuntamiento madrileño, no existe vinculación entre el efecto de esta sustancia y el hecho de repeler que los perros orinen. Se define esta práctica como una leyenda popular muy extendida. Madrid no es la única ciudad que se ha sumado a esta prohibición, ya que Oviedo, València y Barcelona, han incluido el azufre como una sustancia que ensucia la calle y que va en contra de la higiene. Por todo ello, queda prohibida en sus ordenanzas de limpieza y en lugares como Málaga, la multa puede alcanzar la cifra de los 750 euros.

No comments yet.

Leave a Comment

reset all fields