Feb 28

Una mujer con síndrome de Down es expulsada de un evento por supuestamente “asustar a la gente”

El ser humano nunca dejará de sorprendernos. Gracias a él, se ha avanzado notablemente en según qué disciplinas gracias a numerosas investigaciones y esfuerzo. Sin embargo, sorprender no siempre es para bien. En este caso, destacaremos una sorpresa que a más de uno o una le habrá dejado con la boca abierta.

Hablamos de Julia, una mujer con Síndrome de Down que el pasado 14 de febrero fue supuestamente expulsada de un evento en un centro comercial en Motilla del Palancar (Cuenca). La razón fue porque podía asustar a los presentes. Gran parte de los asistentes a esa charla, no dudó en mostrar su rechazo a dicha actuación y decidieron abandonar el centro comercial por este motivo. La familia, que se encontraba con Julia en ese momento, decidió tomar el mismo camino ante este hecho por discriminación.

Ahora, la Fiscalía provincial de Cuenca, ha incoado diligencias de investigación procesales para esclarecer los hechos y las “posibles responsabilidades penales” por dicha expulsión. Según la nota de prensa, la Fiscalía de Cuenca apunta que abre diligencias a raíz de la comunicación enviada por  el Comité Español de representantes de personas con discapacidad (Cermi) de Castilla-La Mancha. Dicho comunicado, se emitía por los hechos ocurridos el pasado 14 de febrero.

La denuncia de los presuntos actos discriminatorios contra Julia, entró en la Fiscalía Provincial de Cuenca el pasado 16 de febrero por Cermi Castilla-La Mancha, que además ha denunciado públicamente la discriminación sufrida por la mujer, a la que un representante de la conocida empresa de salud expulsó supuestamente junto a sus hermanas por asustar a la gente.

Cermi, considera que estos hechos constituyen una violación de los más elementales derechos que asisten a toda persona y ha trasladado el asunto a los tribunales. Por su parte, la empresa acusada por presunta discriminación, niega haber expulsado a Julia por este hecho.

Según ella, las hermanas de Julia impidieron el normal comienzo de la charla y desobedecieron varias instrucciones previstas para ella. Asimismo, declaran que al finalizar el evento, se obsequiaba con un obsequio para el invitado y el acompañante, siempre que fuesen pareja y no por persona. Según la empresa, ambas mujeres insistieron sobremanera porque querían sendos obsequios y no uno por pareja. Por ese motivo, explican que se les expulsó del evento.

Habrá que esperar a que la justicia hable. Esperamos que no sea a causa de un nuevo caso de discriminación, no solo por el hecho en sí, sino por cómo un suceso así le puede afectar a una persona en su vida diaria.

No comments yet.

Leave a Comment

reset all fields